Otro mundo es posible porque es necesario

La crisis se extiende como mancha de petróleo. Los gobernantes rescatan el sistema financiero, pero ya “la economía real, no financiera, tiene también una desesperada necesidad de ayuda y para proporcionarla vamos a tener que dejar de lado algunos prejuicios”. Lo dice el último Nobel de economía, Paul Krugman. Ese ‘dejar de lado ciertos prejuicios’, incluye desmantelar ese engaño colectivo de ‘todo es mercado’ y ‘el mercado se auto corrige’. ¡Ya hemos visto cómo!

El diagnóstico de la crisis lo remata otro Nobel de economía, Joseph Stiglitz: “No hay que elegir entre crecimiento y desigualdad”, porque “el crecimiento ha de lograr que se beneficie la mayoría de los ciudadanos”. Pero, además, Stiglitz explica que “un crecimiento basado en la degradación del medio ambiente, en empachos de consumo financiados por la deuda, o en explotación de recursos naturales escasos, sin que haya reinversión de beneficios, no se aguanta”, porque “el crecimiento no es un simple aumento del producto interior bruto”.        

 

Por su parte, Krugman, arremete sin dudar contra dos pilares del neoliberalismo: la rebaja de impuestos y evitar el déficit de las cuentas del Estado: “Es necesario suprimir los bajos impuestos establecidos por Bush porque son inútiles –asegura-. No hay un solo argumento racional para rebajar  impuestos. Hay margen para aumentar las cargas fiscales sobre los más ricos, no para castigarlos, sino para que paguen su parte del financiamiento de las políticas públicas que el resto de la población necesita”.

 

Krugman nos explica que las rebajas de impuestos en EEUU (que luego en parte se copiaron en la Unión Europea) fueron elevadas por Bush a la categoría de dogma para beneficiar a los más ricos, pero dejaron al Estado con menos dinero para políticas sociales dedicadas a la mayoría. Según Krugman, “el 40% de las reducciones de impuestos de Bush han beneficiado a las personas que ganan más de 300.000 dólares anuales (unos 200.000 €), lo que representa una redistribución en beneficio de quienes están en mejores condiciones de pagar impuestos”.
Luego Krugman asegura que “las preocupaciones por el déficit presupuestario deben ser dejadas en suspenso”, porque “ahora mismo, un mayor gasto estatal es justo lo que el doctor receta”. 

 

Stiglitz remata la faena al reconocer que “la izquierda comprende que el Gobierno tiene una función vital en las infraestructuras y la educación, en el desarrollo tecnológico, e incluso como empresario”, con lo que otro premio Nobel de economía se carga otro dogma neoliberal: la impotencia e ineficacia de lo público, y recuerda que gracias al Estado se ha extendido Internet y ha habido avances biotecnológicos que cambiarán el mundo; del mismo modo que a finales del siglo XIX y principios del XX, el gobierno de EEUU financió con dinero público a las universidades para investigar y sentar las bases de los grandes cambios en la agricultura estadounidense.

La sorpresa, sin embargo, la ha proporcionado estos días turbulentos el presidente francés, Nicolas Sarkozy, quien ha proclamado en el sur de Francia el regreso de la acción política a la economía, porque “la dictadura del mercado y la impotencia pública han muerto con la crisis financiera”, asegurando que “hace falta reinventar el mundo”.
Bienvenido sea Sarkozy al mundo de quienes nos oponemos a la dictadura neoliberal, al necio totalitarismo del ‘consenso de Washington’. Bien venido al movimiento de quienes creemos que otro mundo es posible, porque es necesario.

 Y, para que nuestra felicidad fuera completa, deberían cumplirse los deseos de los interrogantes y cuestionamientos que plantea otro Nobel (éste de Literatura), José Saramago, sobre paraísos fiscales, ingenierías financieras delictivas, inversiones opacas y lavado de dinero negro.
“¿Tendrán los ciudadanos comunes la satisfacción de ver juzgar y condenar a los responsables directos del terremoto que sacude nuestros hogares, la vida de nuestras familias, y nuestro trabajo?”, nos pregunta.
Que así sea.

 

 

 

 

Anuncios

4 thoughts on “Otro mundo es posible porque es necesario

  1. ¡Excelente artículo!

    La crisis financiera ha sido uno de los temas estrella estos días en todas partes. En el instituto donde trabajo no fuimos una excepción y comentábamos precisamente que, después de lo ocurrido, es necesario que se tomen medidas al respecto.

    Un compañero comentó que creía firmemente que así sería porque algunas voces dicen que lo que le ha ocurrido a este capitalismo neoliberal es parecido a lo que le ocurrió al comunismo con la caída del muro de Berlín.

    Me da a mí que quizá la analogía no es del todo acertada porque entonces sería el principio del fin de este capitalismo salvaje y creo que no caerá esa breva. Pero sí creo que los gobiernos ya no tendrán tanto reparo en “meterse” con el, hasta ahora intocable, mercado.

  2. Como ciudadana tengo el deber de pagar impuestos para sostener las políticas del Estado y no me importa que los suban siempre y cuando vea resultados. Pero por desgracia no es así. Veo continuamente como ese dinero se despilfarra escandalosamente. Y nadie hace ni dice nada: ministros, presidentes de comunidades autónomas, alcaldes, sindicatos. Creo que tan denunciable es esta situación como los paraísos fiscales, ingenierías financieras delictivas, inversiones opacas y lavado de dinero negro.
    Bsos. Vicky.

  3. Hola Xavier. Te escribo simplemente para decirte que Anillo Solidario hemos publicado un comunicado por un nuevo orden económico mundial al que quizás te guste echar un vistazo.

    Lo puedes ver en mi blog.

    Un abrazo compañero y a ver si te dejas ver por Madrid. Echo de menos nuestras conversaciones.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s